El cuarto hombre

29 de Marzo de 2022 a las 16:23

El cuarto hombre

El cuarto hombre en el fútbol


Hace unos años en el fútbol se ponía de moda el concepto del tercer hombre y desde hace unas semanas suena con fuerza el término del cuarto hombre que es una evolución del concepto anterior.

La definición del tercer hombre es la combinación de pases entre tres jugadores, en las que el primer jugador poseedor del balón busca jugar con un compañero que puede encontrarse en ventaja pero con un rival cerca que le tapa línea de pase directa. Para llegar a él, busca jugar con otro compañero que sería el segundo hombre para jugar normalmente de cara con el jugador que está en ventaja, el llamado tercer hombre.


Es un movimiento que se ha catalogado prácticamente imposible de defender a no ser que el equipo rival consiga anticipar el pase. En la época de Pep Guardiola en el FC Barcelona fue cuándo se empezó a poner de moda y así lo definía Xavi Hernández, mediocentro en aquella época y actual entrenador del Barcelona: “El tercer hombre es imposible de defender, imposible. Te explico lo que significa: Imagina a Piqué queriendo jugar conmigo, pero yo estoy marcado, tengo un rival encima mío. Está claro que Piqué no puede pasármela, es evidente, con lo que yo me aparto y me llevo el rival conmigo. Entonces, Messi baja y pasa a ser el segundo hombre y yo el tercero. Piqué entonces juega con el segundo hombre, con Messi que me devuelve el balón de cara en el momento que yo aparezco. Si el que me defiende está mirando el balón no puede ver que me desmarco, entonces aparezco y soy el tercer hombre. Ya hemos conseguido la superioridad. Esto es indefendible, es la escuela holandesa de Cruyff”.

Observamos gráficamente el significado del tercer hombre:

El término del cuarto hombre se viene escuchando mucho las últimas semanas a raíz del nivel futbolístico que está mostrando el FC Barcelona de Xavi Hernández, utilizando continuamente ese concepto en su juego de ataque.

El cuarto hombre es ese jugador que ataca al espacio después de que el segundo hombre juegue de cara con el tercer hombre. Normalmente el pase sobre el segundo hombre suele traer con el jugador un jugador rival que le persigue forzando que no pueda girarse y buscando que juegue de cara con el tercer hombre. El cuarto hombre es el que atacará el espacio a la espalda del segundo hombre y de su rival, aprovechando el espacio libre.

El fútbol consiste en ir generando ventajas a la espalda del jugador que sale a presionar, buscando ir ganando profundidad en el juego.

El FC Barcelona está generando muchas situaciones de este tipo con Aubameyang, que viene a recibir de espaldas y jugar de cara con un centrocampista y con un extremo o interior que hace de cuarto hombre realizando un desmarque de ruptura a su espalda. Es muy importante el timing y la coordinación entre jugadores para conseguir la superioridad en los espacios. El cuarto hombre que se mueve a la espalda del defensor es importante que no se precipite en su movimiento y aguante para que el jugador rival no tenga dudas en salir o no salir y para no caer en fuera de juego. El segundo hombre tendrá que tener dominio técnico para tocar un pase de cara con un rival apretando por su espalda y ser preciso en el pase con el tercer hombre. En caso de que reciba con opción de girar porque no viene ningún adversario tendrá que percibir eso y realizar el giro.

Observamos a continuación dos ejemplos del FC Barcelona utilizando el concepto de cuarto hombre en sus dos últimos partidos frente al Galatasaray y Real Madrid. En el primer ejemplo el interior derecho es el que hace de cuarto hombre y aprovecha el espacio que deja el delantero (segundo hombre).

En el segundo ejemplo, el extremo izquierdo es el que hace de cuarto hombre y aprovecha el espacio que deja el delantero (segundo hombre)

Por Andrés Bretones (Analista profesional del AE Prat)