Análisis Táctico Final del Mundial Rusia 2018

18 de Julio de 2018 a las 17:34

Análisis Táctico Final del Mundial Rusia 2018

El pasado domingo, Francia y Croacia se dieron cita en la gran final del Mundial. El conjunto francés llegaba tras superar a Argentina, Uruguay y Bélgica, mientras que los croatas llegaban tras haber eliminado a Dinamarca, Rusia e Inglaterra. A priori, los galos eran favoritos, pero los croatas ya habían superado sus tres eliminatorias en la prórroga y habiendo remontado en varias ocasiones, lo que da una imagen del equipo ultracompetitivo que ha conformado Dalic.

Formaciones

Francia salió con un retoque, y es que formó con un 1-4-4-2 en vez del habitual 4-3-3. Sin embargo, era habitual en los partidos de Francia ver fases en las que Mbappé o Griezmann bajaban para formar la línea de 4. En este caso, la única variante en ataque fue la altura de Mbappé, que buscaba el espacio cada vez que tenía ocasión.


En el caso croata, la formación fue un 1-4-5-1. El triángulo en el mediocampo lo conformaban Rakitic, Modric y Brozovic. El jugador interista siempre quedaba como ancla en el equipo, mientras que el merengue y el culé tenían más libertad tanto para presionar como para atacar. Rebic, Perisic (extremos) y Mandzukic (delantero) tuvieron gran movilidad, permutando en varias ocasiones en sus posiciones, aunque lo normal era que el bianconeri estuviera en punta.


Fase ofensiva

Francia no cambió su modo de jugar en la final. Cuando tenía opción de contraataque, no lo dudaba ni un segundo. En esta fase sobresalió Mbappé, que encontró muchos espacios en la banda defendida por Strinic. También cabría destacar a Paul Pogba, quien cambiaba la orientación del ataque sin necesidad de controlar el balón.

Otra opción para encontrar el área rival fue el juego directo hacia Giroud. A pesar de las estadísticas sobre el jugador del Chelsea, es una pieza fundamental en el sistema de Didier Deschamps. Supone una vía rápida para llegar a campo contrario, teniendo en cuenta que el centro del campo de Francia carece de un organizador claro. En este caso, la disposición en el envío hacia Giroud consistía en situar a Griezmann en punta, para fijar a la línea defensiva y obligar a la línea defensiva a cerrar. De esta manera, Matuidi quedaba desmarcado en la banda izquierda del ataque francés. Por otra parte, Pogba y Kanté se situaban con Modric, generando una superioridad para que Giroud pudiera dejar de cara. A pesar de la correcta disposición, Croacia defendió bastante bien esta situación.

En cuanto a Croacia, para la salida de balón utilizaba a Modric y Rakitic en el espacio que liberaban o bien Vrasljko o bien Strinic.

Normalmente buscaban el envío, aprovechando el buen golpeo de Modric y Rakitic. Tampoco renunciaban al ataque combinativo, buscando el espacio entre líneas de los medios y defensas franceses, juntando a Rebic, Mandzukic y Perisic, o bien buscando el juego por banda.

Fase defensiva

En Francia destacó negativamente la actuación de Kanté. El jugador del Chelsea realizó un excelente Mundial. Sin embargo, en la final se vio algo sobrepasado, permitiendo que Croacia le encontrara las espaldas. Francia dispuso una línea de 4, sin ningún jugador ejerciendo de pivote, por ello la ausencia de ese rol provocó que los mediocentros franceses no defendieran tan cómodos como suelen hacerlo. Esta circunstancia la aprovechó Dalic juntando a menudo a Rebic y Perisic en el centro, para buscar ese espacio entre líneas y poder girar. El jugador del Chelsea solo consiguió interceptar un balón, ganar una entrada, cometió 3 faltas, le sacaron una amarilla y tuvo un 57% de precisión en el pase. Además, fue el jugador de mediocampo que menos balones tocó, solamente 19, por los 55 de Pogba o los 30 de Matuidi, que jugó 18 minutos más que él.

En cuanto a Croacia, presionó la salida del equipo francés para intentar recuperar o que no enviaran tan cómodos a Giroud. La presión fue bastante efectiva en el inicio del partido y cortó la salida de balón gala. Sin duda la hemorragia llegó en la banda de Strinic. Mbappé consiguió profundizar por esa banda y Croacia no encontró antídoto, a pesar del buen partido que realizó Vida en la ayuda de su lateral.

Todos los análisis en este artículo están realizados con LongoMatch, la herramienta de análisis deportivo. Haz clic aquí para saber más.